Por Ricardo Mascheroni – Los Humedales son: “Las extensiones de marismas, pantanos y turberas, o superficies cubiertas de aguas, sean éstas de régimen natural o artificial, permanente o temporales, estancadas o corrientes, dulces, salobres o saladas, incluidas las extensiones de agua marina cuya profundidad en marea baja no exceda de seis metros”.

2 de Febrero: Día Mundial de los Humedales (espacios en extinción?)
El día se estableció por el tratado de la Convención Ramsar, celebrado en esa ciudad iraní el 2/02/1971, que rige desde 1975, al que adhirió el país por Ley Nº 23.919/91.
El lema del año es: “Humedales para un futuro urbano sostenible”, que resalta la importancia de preservar en forma saludable a los de zonas urbanas, que aportan importantes beneficios, como:
Reducen las inundaciones, ya que actúan como esponjas gigantes que absorben el agua de las inundaciones.
Suministran agua potable. Filtran el agua que penetra en los acuíferos y ayudan a recargarlos.
Al ser bien conservados ofrecen espacios para recreo y acceso a una diversidad de plantas y animales.
Son un medio de vida para las personas, como lugares para la pesca y para el turismo.
Pese a sus ventajas, los humedales de la Setúbal están continuamente amenazados por los negocios inmobiliarios.